Doce campanadas

campana2

Suenan doce campanadas

Una por cada muerto

Murió mi yo que añoraba tus caricias

Murió mi yo que aguardaba tu llegada

Murió mi yo que sonreía al verte caminar

Murió mi yo que anhelaba tu presencia

Murió mi yo que se perdía en la profundidad de tu mirada

Murió mi yo que soñaba tus caricias

Doce campanadas

Una por cada muerto

Murió mi yo cansado de ansiar ayeres

Murió mi yo tratando de sentirte

Murió mi yo cansado de no encontrarte

Murió mi yo que esperaba un te quiero

Murió mi yo buscando respuestas

Murió mi yo cubierto de noche

Doce campanadas

Una por cada muerto…

Cansado

Cansado.

Cansado de ser fuerte y aguantar.
Cansado de tener paciencia y esperar.
Cansado de ser siempre la mitad correcta.

Cansado de ser el mástil que soporta las velas.
Cansado de que los sueños no tengan espacio.
Cansado de que el viento empuje la veleta hacia una sola dirección.

Cansado de ser la noche de tus días.
Cansado de ver pasar las hojas del calendario.
Cansado de hablar para no decir nunca nada.

Cansado de oír el silencio que retumba tu ausencia.
Cansado de seguir un ritmo que no es el que marcan mis pies.
Cansado de sentir que ya no te siento.

Cansado de medias verdades que ocultan vacíos.
Cansado de ser una nota más en el compás.
Cansado de ser siempre el que se queda.

Cansado.